jueves, 22 de marzo de 2012

Salida de Venezuela del CIADI : un paso más en la recuperación de su soberanía

Venezuela anunció que se retiraba del CIADI, el Centro internacional de arreglo de diferencias relativas a inversiones. La decisión de retirarse del CIADI, tomada también por Bolivia y Ecuador en 2007 y 2009 |1|, se oficializó el 24 de enero de 2012 con una carta enviada por el Gobierno venezolano al Banco Mundial.
CADTM
El CIADI es un órgano de arbitraje creado en 1966 para resolver los litigios entre las transnacionales y los Estados. En la actualidad, 147 Estados reconocen su competencia en caso de litigio con transnacionales. Venezuela se adhirió al CIADI en 1993. Las multinacionales utilizan a este tribunal, que es un componente del grupo del Banco Mundial,mayoritariamente para reclamar indemnizaciones y compensaciones cuando el Estado toma
medidas que “privan al inversor de beneficios que podría razonablemente esperar” o que podrían vincularse con una “expropiación indirecta”. Basta que un Parlamento adopte una medida (como una ley medioambiental o una ley que aumenta los impuestos de sociedades) que va contra los intereses de las transnacionales para que el Estado sea sancionado por estos árbitros internacionales. 
Por ejemplo, en 1996 la empresa estadounidense Metalclad demandó legalmente al gobierno mexicano por violación del capítulo 11 del TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América del Norte, NdT) cuando el Gobierno de San Luis Potosi prohibió a dicha empresa abrir un depósito de productos tóxicos. La no concesión del permiso de abrir un depósito se consideró como un acto de “expropiación” y el Gobierno mexicano debió pagar a Metalclad una indemnización de 16,7 millones de dólares |2|. 
Más recientemente, en 2007, el Gobierno ecuatoriano anunció que las empresas petrolíferas que operan en el país debían pagar una parte mayor de sus rentas al Estado |3|. Las empresas Murphy Oil (EE. UU.), Perenco (Francia) y Conoco-Philips (EE.UU.) entonces presentaron una denuncia al CIADI por expropiación. Estos dos asuntos distan mucho de ser casos aislados. El problema fundamental es que el CIADI otorga impunidad a las transnacionales y mina la soberanía de los Estados. Era pues lógico que Venezuela reaccionara retirándose por fin del CIADI.
A raíz de las nacionalizaciones en varios sectores estratégicos (hidrocarburos, industria alimentaria, electricidad, finanzas, telecomunicaciones, etc), el gobierno venezolano se enfrenta, principalmente delante del CIADI, con una veintena de denuncias de multinacionales que exigen indemnizaciones colosales. Después de varios anuncios sin consecuencia, es el litigio con la petrolera estadounidense Exxon el que decidió a Venezuela de liberarse del CIADI |4|. Por lo tanto, la decisión de Venezuela de salir del CIADI señala un paso más firme hacia la reconquista de su soberanía.

Notas

|1| Mencionemos que en la región de Latinoamérica y el Caribe, Brasil, Cuba y México no firmaron el Convenio con el CIADI y que la República Dominicana no lo ha ratificado hasta hoy. En otras regiones, la India, por ejemplo, no se adhirió al CIADI.
|2| Se puede consultar la sentencia arbitral del caso “Metalclad Corporation contre les Etats-Unis du Mexique » (caso No ARB(AF) 97/1) en http://www.worldbank.org/icsid/cases/mm-award-s.pdf
|3| Hasta 2007, las sociedades petrolíferas debían pagar al Estado 50% de los beneficios que resultaban de la diferencia de los precios entre los mercados internacionales y el precio fijado en el contrato. En octubre de 2007, después de su victoria electoral, Rafael Correa firmó un decreto que obligaba a las sociedades petrolíferas a pagar un 99% de los beneficios que resultaban del sobreprecio obtenido respecto al contractual. Eso hizo recoger 3,2 mil millones de dólares suplementarios en las cajas del Estado en 2008. Ver Mark Weisbrot y Luis Sandoval, “La economia ecuatoriana en años recientes”, julio de 2009, CEPR, Washington www.cepr.net
|4| El Gobierno venezolano decidió en 2007 recuperar la soberanía sobre sus recursos petrolíferos por medio de la creación de empresas mixtas en el seno de las cuales la empresa pública PDVSA tiene al menos un 60% de las acciones. Entre otras multinacionales, Exxon, que ve sus inversiones afectadas por esta decisión, presenta una denuncia ante el CIADI contra el Estado venezolano, y al mismo tiempo contra PDVSA ante el Tribunal de Arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional (CCI). El CCI dictó su fallo a principios de enero y resolvió que PDVSA debía compensar a Exxon con hasta un máximo de 908 millones de dólares (bajando sin embargo las aspiraciones exageradas de la transnacional). El CIADI debería por su lado dictar sentencia a más tardar a finales de 2012.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...