lunes, 28 de febrero de 2011

David Paravisini: “Libia podría estar al borde de una balcanización de su territorio”


El proceso que se vive en Libia puede llevar a la fragmentación del país y 
a crear un desequilibrio en el Mediterráneoun paso importante del 
comercio mundial y de los tanqueros petroleros, alertó el especialista
 en hidrocarburos, David Paravisini.
Sin el liderazgo de Muhamar Gadafi puede venir una 
balcanización de ese país. Tal como sucedió en la extinta 
Yugoslavia, cuando falleció Yosip Broz Tito. Lo que pudiera detener 
ese proceso es el elemento común: el Islam. No se si las fuerzas suní, 
que son dominantes, tienen esa capacidad de convocatoria para evitar 
la división del país”, planteó.
Cuando estuvo como embajador de Venezuela en Libia, en el año 2005, 
Paravisini realizó una investigación, conjuntamente con su homólogo 
cubano en ese país,
 en la que corroboraron que existían alrededor de 32 clanes (organizaciones

tribales con sus propias leyes), los cuales se repartían el dominio del territorio.
Ante la crisis puede ser que Gadafi se haya rodeado de los clanes 
que le son más leales, aunque el peso de la balance va depender 
de la fuerza armada de ese país que ha sido formada por el líder 
libio a lo largo de los 42 años 
en el poder. Considera que los Estados Unidos pudiera intervenir bajo la 
excusa de la violación de los derechos humanos. Al final pudiera suceder lo 
que pasó en Irak: las potencias intervendrían y se repartirían los yacimientos 
de petróleo y gas de ese país.
Las revueltas constituyen una situación terrible para los 
Estados Unidos, porque no puede controlar lo que están 
pasando en la región y muchos de sus aliados se sienten 
amenazados. “Lo que pasa en Libia es diferente al proceso egipcio. 
Esta latente la posibilidad de la fragmentación”, resaltó el especialista 
petrolero.

INTRANQUILIDAD EN LOS MERCADOS



Libia es miembro de la Organización de Países Exportadores 
de Petróleo y una guerra civil desataría una disminución de 
la producción. Se dejarían de suministrar cerca de 1,7 millones de 
barriles diarios al mercado.
Este miércoles, los precios del crudo se volvieron a disparar. 
En el New York Mercantile Exchange (Nymex), el barril de West Texas 
Intermediate (WTI)  terminó en 98,32 dólares. Mientras que en el 
Intercontinental Exchange de Londres, el barril de Brent, de referencia 
para Europa,   superó los 110 dólares, por primera vez desde septiembre 
del año 2008, terminando en 111,80 dólares por barril.

“Esto no sería muy traumático. Aunque no está exenta de esa sacudida, 
Arabia Saudita está en capacidad de suplir la producción libia. Rusia 
también podría cubrir la demanda. Creo que en los próximos dos años 
no habrá problemas de suministro, hay suficientes inventarios y 
capacidad de producción”, consideró el especialista petrolero.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS

La revolución libia, liderada por Muhamar Gadafi, tomó el 
poder en 1969. El joven militar logró un equilibrio de poder con los 32 
clanes que hacen vida en el país. Las políticas nacionalistas, las reformas 
sociales y su política antiimperialista fueron el reflejo de lo que sucedía 
en el mundo árabe en esa época. “La nacionalización de la industria de
 hidrocarburos con justicia social fueron los lemas del socialismo árabe 
que llevó adelante”, agregó el especialista.
Las políticas aplicadas en Libia eran reflejo de un 
consenso respecto al  socialismo contenido en el libro Verde 
de Gadafi. Paravisini aseguró que con el paso de los años ese equilibrio 
entre los clanes se fue resquebrajando, por las pugnas que generó la
 repartición de la renta de hidrocarburos.

“Se rompió ese acuerdo, porque los clanes que estaban más 
cerca de Gadafi se enriquecieron de una manera 
extraordinaria y las otras familias se vieron excluidas. 
Si a este situación se agrega el proceso de occidentalización y la merma 
en los recursos destinados a la inversión social, llevaron al reclamo de 
la población”, expresó el ex embajador de Venezuela en ese país.
El descontento, que se ha propagado por algunos países 
del Medio Oriente, está creando una situación difícil en
 ese país. “Libia es el país que tiene el Índice de Desarrollo 
Humano más alto en África, pero mucha gente cree que se han 
vulnerado el proyecto inicial. Las negociaciones con las transnacionales 
y el haber relegado los valores del Islam a un segundo plano han sido 
factores determinantes”, resumió Paravisini,

SECUELAS DE LA GUERRA FRÍA

Los países árabes todavía viven las secuelas de las 

intervenciones brutales de las potencias internacionales. 

Fueron víctimas de las pugnas de la guerra fría. “Tanto el 

bloque soviético como el imperio estadounidense, junto con sus aliados,  

han manejado a su conveniencia las relaciones con esos países. Prácticamente 

lo han convertido en su teatro para medir su poderío. La intervención de 

la antigua Unión Soviética en Afganistán y la tradición de occidente al pueblo Palestino, son evidencias patéticas de ese juego”, manifestó Paravisini.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...