viernes, 25 de marzo de 2011

Turquía:OTAN al mando de las operaciones en Libia

El plan: repartición de los recursos no del territorio
La OTAN asumirá la dirección de la operación militar en Libia, según ha anunciado el ministro de Turquía. Salen del mando Francia, Inglaterra y Estados Unidos. La transferencia de mando se producirá este viernes o el sábado. Se  empieza a pensar en el posgadafismo.“Hay un acuerdo de principio”, ha declarado Davotuglu a la televisisón turca.
 “La operación será entrega plenamente a la OTAN”. Ha hablado de que el relevo se producirá este mismo fin de semana, la Alianza asumirá plenamente toda la dirección de la operación militar, lo que incluye zona de exclusión aérea, bombardeos, además de control naval del embargo de armas. El mando aliado estará radicado en Nápoles y dirigido por un general americano.
Francia, punta de lanza de la actual ofensiva de la coalición internacional, pronostica que los bombardeos “serán cosa de días o semanas, pero no de meses”.  El Consejo Nacional de Transición  -los separatistas de Bengasi que Francia reconoció como “único representante del pueblo libio”-  Ya “no tiene el monopolio” de la representación de la oposición.

. Europa quiere evitar la partición de Libia en una Tripolitania (occidental) y una Cirenaica (oriental), y se estremece sólo de pensar que aparezca una nueva Somalia en pleno Mediterráneo. A Francia se le escapa de las manos la operación y la solución que tenía ya lista. Aparentemente, participarían al diseño de la “nueva Libia” la Unión Europea, Unión Africana, algunos países árabes y Turquía .

Mientras la OTAN patrulla las aguas del Mediterráneo central para hacer cumplir el embargo de armas impuesto por el Consejo de Seguridad, esperan la llegada de  los recursos prometido por siete aliados (fragatas, submarinos y barcos auxiliares), para impedir que Libia se haga con medios que compensen las pérdidas sufridas. Turquía  aprobó ayer el envío de un submarino y cuatro fragatas conforme a lo reclamado por el primer ministro, Recep Tayyip Erdogan.