domingo, 4 de octubre de 2009

Chiquita: Respuesta desde Chile

Jacobo Arbenz, presidente del Guatemala, derrocado en el 1954 por haberse "atrevido" a expropriar las tierras ociosas de la United Brands. El golpe de Estado impidió la reforma agraria e inauguró el reyno del terror, patrocinado por la CIA y el latifundismo agrario nacinal e internacional.

A George Jaksch
Senior Director Corporate Responsibility and Public Affairs Chiquita Brands International

George:
Permíteme que te diga, con toda franqueza, que no te creo. Y ello llega a tal punto, que con tu conducta me invitas a no creer en nada de lo que dices. Sin embargo, no lo voy a hacer, Te daré el beneficio de la duda razonable, a la espera, eso sí, de una respuesta más coherente, más realista, más moderna, más viable, de tu parte.

Lo que está claro es que ustedes no han tenido ninguna participación en la detención del proceso antidemocrático hondureño.

Mis razones son tres, cada una por sí suficiente, pero me explayaré en una sola:George: tú eres un Director Senior y en tu condición de tal nos hablas de:

1. “totalmente prive di fondamento”, es decir, desprovisto totalmente de fundamento;
2. “sconvolgimenti politici in Honduras”, es decir, trastornos políticos en Honduras

George: ¿Estará nuestra posición desprovista totalmente de fundamento? ¿Con una mano en el corazón, no tendremos algo de razón?. ¿Seguirá la empresa pensando con el bolsillo? Tú tratas de trastornos políticos a la participación confabulada de la oligarquía, las instituciones del Estado, Congreso, Poder Judicial, Iglesia Católica, para la consecución de objetivos de clase y siempre en desmedro de los intereses del pueblo y atropellando la democracia, el Estado de Derecho y los derechos humanos. Eso, George, se llama y se ha llamado siembre Golpe de Estado.

Se sabe que la mayoría no necesariamente hace razón. Aquí la mayoría de las instituciones salen en defensa del tirano Michelletti. Pero no podemos quedarnos tranquilos con un análisis formal, debemos ir al fondo de los derechos y realidades conculcados y atropelladas.

Los pueblos de América Latina tienen hoy un mayor nivel de realismo político: no creemos en Dios si Él no se presenta como defensor de las mayorías; no creemos en la Iglesia si ella se nos muestra como defensora de los intereses de las grandes potencias y deja de lado los intereses propios de nuestras Indo-Afro-América;

no creemos en los políticos tradicionales, en sus alianzas, en los militares, pues el poder injusto que ha venido desarrollando el capitalismo y su ideología despliega una democracia formal que constituye una violencia profunda contra cada uno de nosotros.

No creemos, George, en las empresas como Chiquita que declara su abierta neutralidad en los procesos políticos internos de Honduras, independientemente de las decenas de muertos producidos y del atropello a los derechos humanos.

George: la Declaración Universal de los Derechos Humanos que tu mismo invocas es precisamente eso; universal en el espacio y en el tiempo. Pensemos: existen derechos humanos que deben respetarse a todo trance, bajo cualquier circunstancia. Nada puede justificar su inobservancia.

La humanidad, después de miles de años de evolución, historia, convivencia, guerras, desórdenes, cultura, civilización, ha convenido en un catálogo contentivo de la DECLARACIÓN UNIVERSAL de los DERECHOS HUMANOS y ese instrumento, aparte de nuestra creencia en Dios, es el punto más excelso en la existencia de la HUMANIDAD.

George: tu eres parte de esa humanidad que ha convenido en tan noble catálogo. Tu empresa lo es. De ahí, entonces, que pensemos que las oligarquías están obligadas a compartir sus ganancias con los necesitados, con los desposeidos. Ustedes, como poder empresarial, deben salir al paso de la tiranía e impedir el atropello a los derechos humanos en Honduras. Y deben hacerlo pronto y enérgicamente. Es su obligación.

Nosotros hacemos un llamado a boicotear a todo aquel que se declare neutral frente al sistemático atropello a los derechos fundamentales en Honduras. Como ciudadanos nos asiste el derecho a llamar tanto a los consumidores, autoridades de gobierno, empresarios concientes, dirigentes sindicales y trabajadores portuarios de estiba para impedir que nuestra América Lusa e Hispana siga financiando a aquellos que nada dicen frente al brutal atropello de los derechos humanos.

De igual modo, nos asiste a solicitar, en un futuro próximo, esperamos, las acciones compensatorias correspondientes contra todo infractor a nuestros derechos. Hace unos dias, a su paso por Santiago, se lo comentábamos al Presidente Zelaya: los hombres que creemos en la justicia iremos tras aquellos que la han quebrantado. No importa el tiempo que trascurra. No importan las distancias, las investiduras ni las nacionalidades. No queremos ni podemos dejar de ejercer justicia.

No es nuestro resorte. Se trata de derechos anteriores y superiores al Estado. Iremos tras ellos donde quieran que se encuentren. Sin animo de venganza, sino anteponiendo la Justicia por sobre todas las cosas. Siempre estamos a tiempo para la redención.

Salud, cambio, rectificación, generosidad, humanidad, racionalidad, visión de futuro, amor Cordialmente,

Ciudadano Ramón Henríquez Conejeros
Cédula de Identidad: 6.378-634-9, chileno, Asesor Legal.
Dom.: Av. Pedro Montt, 1391, Santiago, Chile.bE- Mail RHConejeros@Gmail.co
Comité de Solidaridad con el Pueblo y Gobierno de Honduras.
Santiago de Chile,
Se adhiere:
Comité de Solidaridad con el Pueblo y Gobierno de Honduras.
Universidad Bolivariana de Venezuela
Ciudad Bolívar, República Bolivariana de Venezuela.
Profesor Fernando Henríquez C.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...